22 junio 2021

INSTANTES MEMORIZADOS


Como susurro envolvente,

como el retroceso de espuma

de una ola que vuelve a la mar

con su carga de arrepentimiento

o temeridad;

con esa misma indecisión

de la edad madura y la experiencia

en los lugares atesorados por la niñez.

 

Uno vuelve al lugar,

pero solo en los recuerdos

sigue siendo lo mismo. Todo.

Todo ha cambiado.

 

La intrépida acción de entonces

es ahora gozo responsable,

evaluado y maduro,

contemplación más que abatida alocada,

y pudor. Pudor

envuelto en templanza

o ímpetu refrenado por la reflexión

que se relame en el recuerdo

más que en la acción vehemente del momento.

 

Instantes memorizados

que se eternizan y hasta se renuevan

antes de dar cuentas

del postre de la vida.

14 comentarios:

  1. Volver a los sitios de la infancia y recordar nos hace reencontrarnos con una parte de nuestra vida, pasada, en efecto, pero que forma parte indisoluble de nosotros. Somos porque fuimos.
    Un abrazo, Paco.

    ResponderEliminar
  2. Los bellos recuerdos son los que nos animan en los últimos años de nuestra vida, aunque tu lo dices más bonito.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Recuerdos, recuerdos, estampas de vida que conservamos y que son tan necesarios. Ojalá nunca nos falten.
    Tú lo expresas con poesía y eso no todos sabemos hacerlo. Un abrazo

    ResponderEliminar
  4. Qué bonito como lo dices Francisco. Se notas que eres una persona bien madura como el hombre de la foto y tus vivencias son como el fruto de la vida.
    Abrazooos

    ResponderEliminar
  5. ¿Recuerdo o imagen que se ha ido rodando cámara en mente através del tiempo?

    Un abrazo, Francisco.

    Anna Babra

    ResponderEliminar
  6. Recordar es volver a vivir de nuevo esos hechos vividos que recordamos.Saludos

    ResponderEliminar
  7. Lo peimero que hemos cambiado somos nosotros. Ya no somos los niós que éramos antes y hasta resulta dificíl identificar las personas que conocíamos desde niño...ellas han cambiado mucho y nosotros también.

    Besos

    ResponderEliminar
  8. Recordar el pasado no siempre es agradable si hay cosas en él que nos duelen.

    ResponderEliminar
  9. Los recuerdos son vida renovada una y otra vez, que nos proyectan hacia el futuro con esperanza. Lo has definido de maravilla desde la calma, la experiencia y la madurez del presente. Bendita memoria, todo un regalo de vida, que nos permite tener fortaleza y fe en nosotros mismos, Francisco.
    Mi abrazo entrañable.

    ResponderEliminar
  10. ...Y cuando más años cumples... más presentes los tienes.

    ResponderEliminar
  11. Bello es poder recordar lo vivido...... Hermoso poema amigo. Saludos.

    ResponderEliminar
  12. "Pudor envuelto en templanza..."
    Me encanta la finura con que describes ese estado contemplativo y sereno de la madurez. En ti resuena con una sabia armonía que envuelve... sosiega.
    Hasta prontito! :)

    ResponderEliminar
  13. Intensidad en el recuerdo. Todo lo bueno fue bueno y todo lo malo también fue bueno. Abrazo y salud

    ResponderEliminar
  14. Añoranza de un ayer que queda por siempre grabado a fuego, cada día sea hace mas presente
    Un abrazo Francisco
    Carmen

    ResponderEliminar