11 febrero 2020

NOCHE CERRADA




Noche cerrada,
un velo oscuro lo cubre todo
de un lóbrego inhóspito;
a los lejos, restalla un rayo
abriendo veladuras en los cielos
y anticipando el estruendo inminente.

Se hacen incontables. Cientos.
La oscuridad subraya el desasosiego
cuando desaparece el fluido eléctrico
y se acentúa el profundo silencio.

El gutural quebranto de los montes
se duele con cada trueno
y el embozo de la cama no basta
para cubrir la cabeza y desaparecer.

En un abrazo,
que evocaba tabla de salvación,
sorteamos nuestros miedos
hasta ser vencido por el sueño.

A las primeras luces del día,
desaparecida la tramoya de la tormenta,
seguía anclada a la dársena de mi pecho,
tras encallar su miedo en mi miedo.

13 comentarios:

  1. Dicen que tras la tormenta viene la calma. Dicen, yo a veces no me lo creo.
    Un abrazo, Paco.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A veces, y ahora con demasiada frecuencia, tras la tormenta viene la pérdida de todo, la ruina total.
      Un abrazo, Cayetano.

      Eliminar
  2. Ese abrazo de salvación es muy reconfortante en una tormenta.Saludos

    ResponderEliminar
  3. Hola Francisco. Qué bonito. Me gusta mucho el poema, las cuatro últimos versos me encantan.
    A mí me dan pánico las tormentas con relámpagos y truenos.
    Abrazos para ti y tu esposa

    ResponderEliminar
  4. Las tormentas, más bien los truenos y los rayos, son motivo de desazón para niños y mayores. A excepción hecha de mi padre, al que le encantaba contemplar una buena tormenta en los altos de la sierra. No fueron pocas las que le estallaron sobre su cabeza, habida cuenta de su gusto por el montañismo.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  5. Es cierto, mi madre tenía miedo a las tormentas.
    El poema nos deja ese halo de temores y misterio, ese "no saber" qué va a ocurrir: la incertidumbre.
    Precioso.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Qué bien nos has relatado la llegada de la tormenta y su parafernalia, Francisco. Después nos queda el recuerdo. El cielo siempre nos deja mensajes, que a veces no sabemos interpretar, pero lo cierto es que ahí queda el recuerdo del "enfado" del cielo, amigo.
    Mi felicitación y mi abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Se agradece que aparezca la luna para que de un poco de luz en la oscuridad. Estos últimos días es una maravilla contemplar esa superluna...seguramente te habrá inspirado para hacer otro de tus bellos poemas, como es el que has publicado en el día de hoy.

    Besos

    ResponderEliminar
  8. La estrofa final es impresionante.

    ResponderEliminar
  9. Las tormentas aveces traen desastres aqui donde vivo. Un poema muy lindo. Saludos amigo.

    ResponderEliminar
  10. Qué descripción demoledora. Sólo el leer tu poesía ya inquieta aunque no haya tormenta... Cariños

    ResponderEliminar
  11. Listen...

    What I'm going to tell you might sound really weird, and maybe even kind of "out there"....

    BUT what if you could simply press "Play" and LISTEN to a short, "musical tone"...

    And miraculously bring MORE MONEY into your life???

    I'm talking about thousands... even MILLIONS of DOLLARS!!!

    Think it's too EASY??? Think this couldn't possibly be for REAL??

    Well, I'll be the one to tell you the news..

    Usually the most significant blessings life has to offer are the EASIEST!!!

    In fact, I will provide you with PROOF by allowing you to listen to a real-life "miracle wealth building tone" I've synthesized...

    YOU simply press "Play" and watch money coming right into your life. starting almost INSTANTLY.

    TAP here to enjoy the mysterious "Miracle Money-Magnet TONE" as my gift to you!!!

    ResponderEliminar