12 diciembre 2013

PENA, RABIA Y SAL

 Mucha pena,
mucha rabia,
algo de sal.
GLORIA FUERTES


De todo cuanto cuentan
los noticieros,
de esa amalgama
de novedades acicaladas,
mucha pena,
mucha rabia,
algo de sal.

Pena por el sufrimiento
de los que ya sufrieron
de los sempiternos sufridores
y de una nueva vuelta de turca;
rabia por la machacona
retahíla de cuentos,
de versionar mentiras
y repetirlas
hasta familiarizarnos
con ellas y hacerlas estribillo;
algo de sal,
cuando el reportero
repregunta queriendo desenterrar
el hueso maquillado
con fórmulas uniformes
como genéricos que se recetan
en la trastienda
de los gabinetes de prensa.

Mientras... 
un movimiento telúrico
privatiza lo público
y recorta derechos y salarios.

En el horizonte,
los que gozan de catalejos,
ven síntomas esperanzadores;
en el puente de mando
se sirven canapés y vinos generosos,
mientras en la bodega
las ratas son sueños proteínicos.

Se prohíbe cantar sin licencia,
rebuscar en los cubos de basura
y orquestar protestas,
bajo sanción administrativa
y recaudadora.

Desde el puente de mando
se otea el horizonte,
pero no es posible ver
con cierta nitidez la cercanía:

mucha pena, mucha rabia, algo de sal...

44 comentarios:

  1. ¿Qué puedo decir yo, españolito, que mi Argentina también está sufriendo mucha pena ´mucha rabia y algo de sal ... y mucho más. No sé que pasa con la gente que debiera mirar por los que no tienen nada, pero acá se ha convertido en una guerra de pobres contra pobres. Saquean supermercados , muere gente de un lado y del otro y anoche hicieron un gran recital en Plaza de Mayo mientras en algunas provincias se estaban matando a los golpes .los mandatorias de acá hacen lo mismo que los de allá , resguardan SUS bienen , cuidan de ellos y sus allegados . Lo demás ... que sea lo que Dios quiere. Prendés la televisión y ves cómo lloran las víctimas de los que mataron.
    ¿Hasta cuándo ? Yo entiendo lo que decís y me duele lo mismo que te duele. ¡APAPACHOS !! :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuanto más universales son los sufrimientos del hombre, más sentido tiene lo que se dice desde cualquier rincón de la tierra. Vivimos un tiempo en el que el capital se ha hecho con las riendas de todos o casi todos los gobiernos de la tierra y nos someten cada día más a su cayado poder tiránico.
      Apapachos.

      Eliminar
  2. Uno de mis deseos es que esa pena, esa rabia se disipen y que el horizonte quede despejado, entre otras cosas porque salir a la calle ya deprime porque solo ves caras de tristeza y desesperanza aquí y el noticiario el mundo entero. Hemos retrocedido 100 años por lo menos. Seguro que tus poemas serían muchos más alegres.
    Te deseo que tu catalejo alcance a ver alguna vez tus sueños.
    Bss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No sé cuántos son los años de retroceso, pero la marcha atrás es evidente. La sociedad se está sosteniendo por medio de la solidaridad: la familia, Cáritas, Cruz Roja, Comedores Sociales, Banco de Alimentos... Las pensiones de los abuelos son el gran soporte de esta marcha atrás. ¿Cómo será el futuro de quienes nos siguen?
      Besos.

      Eliminar
  3. Amigo Francisco, como me gustaría denunciar de la forma que lo haces, mis ripios darían para reír más que para llorar.

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Todas las voces son válidad para mostrar la disconformidad con lo que nos sucede.
      Un abrazo.

      Eliminar
  4. Pues no estarían de más unos ripios como los que dice Emilio Manuel que haría él, para reír. A estas alturas la risa es la que nos hará libres.

    ResponderEliminar
  5. Tu escritura hoy me resulta lacerante porque de tan real que es te araña las tripas.
    Siempre ha habido un opio para el pueblo para tenerlo adormecido.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esos arañazos del alma o de las tripas son los que me han llevado a levantar la voz.
      Un beso.

      Eliminar
  6. Tiempos enrarecidos los que nos ha tocado vivir. Ojalá nunca tuvieras que escribir con rabia.

    Un abrazo Fco.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si ya me conoces, Elena, sabes que mi rabia no es rabiosa sino contenida, pero se debe denunciar todo tipo de injusticias.
      Besos.

      Eliminar
  7. Comparto contigo este post, quiero pensar que el 2'014 sea lindo. un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ojalá sea bueno tu pronóstico-deseo y todo mejore, pero de momento todo lo que se adivina en el panorama es a peor para los de abajo.
      Un beso.

      Eliminar
  8. Paco, lo siento pero yo no veo la sal por ningún lado, lo que si percibo, además de mucha pena y mucha rabia, es mucha mala leche, pero ni pizca de sal. Veo que aun te queda un resquicio de optimismo. Un abrazo desde mi mejana

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La sal la veía cuando el reportero trata de meter el dedo en el ojo con repreguntas, cuando las personas de a pie como yo osamos denunciar lo que sucede.
      Un abrazo.

      Eliminar
  9. Y cuanta razón llevan estas letras, por acá es lo mismo Francisco, lo mismo diariamente, basura.
    Abrazos amigo y gracias por tus entradas, invitan a la reflexión.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No hay exclusivas, Betty, esto es un concierto mundial de acoso y derribo a los últimos de la fila. Hoy los ricos son más ricos y los pobres más pobres.
      Besos.

      Eliminar
  10. Hola Francisco, mejor que lo has dicho imposible decirlo ya, totalmente de acuerdo con tus palabras y sobre todo mucha rabia amigo mucha, de ver que en vez de ir a mejor cada vez vamos a peor y que no se vea un poquito de luz, por eso mucha pena y mas rabia aun, la sal quizás para echarla en las heridas y que escuezan mucho mas.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La sal de las escoceduras. No está mal, Piru. Muchas gracias por tu comentario.
      Besos.

      Eliminar
  11. Verdades como puños y mucha, mucha rabia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Amparo, me alegra encontrar tu opinión.
      Un abrazo

      Eliminar
  12. Magnifica poesía de protesta. Me ha encantado y he sufrido leer tanta verdad. No sé a donde vamos a llegar. Estan desmantelando todo lo que ha costado tanto esfuerzo
    lograr.
    Un abrazo querido amigo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Josefa, lamento haberte hecho sufrir, pero me he limitado a dar cuenta de lo que aprecio que está sucediendo.
      Un fuerte abrazo.

      Eliminar
  13. GRACIAS POR VENIR AL TÉ QUERIDO FRANCISCO, UN MARTES MÁS PARA COMPARTIR, PARA ESTAR CERCA AUN A LA DISTANCIA.
    UN BESO GRANDE.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a ti, Luján, por esta visita tuya y por tus invitaciones semanales.
      Un beso

      Eliminar
  14. Hola Francisco, Verdades como puños cuentan tus letras. Yo muchas veces pienso que ahora mismo tenemos una dictadura en cubierta, o una democracia muy pobre porque los políticos no nos representan ya que sólo hacen cosas para prohibir, prohibir y quitar derechos adquiridos. Cómo no se bajen del burro se van dar una gran leche. Ojalá sea muy pronto que se la den y piensen más en el pobre y no nos retuerzan tanto el pescuezo que ya se está pasando la rosca y terminaremos ahogándonos.
    Buena denuncia hecha poema.
    Saludos y besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En mi modesta opinión, necesitamos un partido que todavía no existe, porque los dos grandes, además de contaminados por fraude, no representan las aspiraciones del presente y hacia el futuro. Los momentos de cambio son siempre muy complicados y este es un momento muy complejo. El capital universal se ha montado en la chepa de los gobernantes y manejan los hilos desde la sombra como se manejan las marionetas. No conozco la fórmula, pero intuyo que no nos son útiles ningunas de las presentes. Gracias por tu comentario y amistad.
      Un beso.

      Eliminar
  15. Dos grandes contrastes que dan pena y rabia...y que tú nos cuentas con tu genuina sal y personal aderezo...No hay duda de que ese "gran ojo o catalejo"mira por encima del pueblo, más allá...ignorando con tremenda indiferencia una realidad, que tarde o temprano le pasará el recibo, porque el tiempo, al fin, pone todo en su lugar...
    Mi felicitación por esa consciente objetividad, que nos duele a todos y que no debemos ignorar.
    Mi abrazo grande y mi ánimo, compañero.
    M.Jesús

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No hace falta tener muy buena vista para apreciar hacia dónde se enfoca ese catalejos: los expresidentes españoles, además de una sustanciosa pensión de jubilación, tienen potestad de dar millonarias conferencias y recibir salarios de empresas privatizadas por sumas muy considerables. Los que están en el puente de mando están mirando por SUS intereses y no por los del pueblo.
      Un fuerte abrazo y un beso.

      Eliminar
  16. Pero si miras verás una ventanita por la que se escapa algo de luz. Haz un esfuerzo, no todo es pena y rabia.
    Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Alicia, si no fuera por esa luz que se filtra a través del ventanuco de la esperanza, ni siquiera me molestaría en denunciar lo que siento, pero es bueno crear conciencia de la realidad que nos circunda. A mi edad ya he visto que lo que hoy pasa allí, mañana va a suceder aquí y viceversa. Aprenden con sagacidad y siempre de manera egoísta y de espaldas a los intereses de las masas.
      Un abrazo.

      Eliminar
  17. Pues yo añado... un poquino de azúcar... que en esta vida hay de todo... bueno y malo. Besos primo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Cómo aliñaríamos esta vida sin un poco de sal y de azúcar!
      Besos, prima.

      Eliminar
  18. Yo lo que veo es mucho dolor para bastantes y mucho egoísmo y avaricia por parte de los que tienen la obligación de solucionar los problemas, los cuales les importa poco mientras ellos se enriquecen. Gracias a Dios que aún queda un remanente de personas las cuales si se duelen con los que sufren, y con todo lo que pueden echan una mano al necesitado con todo cariño. Si pensaran los que no piensan que nadie está libre de caer en el pozo.....Saludos y sigue denunciando de esa forma tan bonita y clara.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Para satisfacer el egoísmo de uno, se necesita el dolor sacrificado de muchos; todo se resolvería con un poco de reparto, con un poco de equidad. Muchas gracias, Katiuska.
      Un beso

      Eliminar
  19. Con tu permiso amigo Francisco, yo también pondría un poquito de aceite, para suavizar la pena y la rabia. Un fuerte abrazo con salero, pero de sal buena ¿eh?.
    Desde la Tertulia Cofrade Cruz Arbórea te deseamos Feliz Navidad y Próspero 2.014.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que cada quien aderece según sus preferencias. Yo quisiera mirarlo todo lo que nos sucede con unas gafas 3D y hasta convencerme de mi posible error.
      Un abrazo.

      Eliminar
  20. Rabia, impotencia, desesperación, angustia... son tiempos de lágrimas, de tristeza, es horrible lo que se está viviendo en España, cuando el trabajo escasea, nada puede ser igual, no sólo económicamente, sino moralmente, uno se llega a sentir tan mal, tan poca cosa, que sólo puede saberlo quién está en esta situación, amigo Francisco.

    Grito contigo, en esta entrada, de la mano de tus letras.

    Deseo que pases unas felices navidades, y, que la magia, la ilusión y la esperanza, siempre estén en tu vida, no sólo en navidades, sino todos los días del año.

    ¡Felices fiestas!

    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te lo agradezco, María, gritaremos a dos voces y con todos aquellos que se nos sumen.
      Un beso.

      Eliminar
  21. Yo no atisbo ningún síntoma esperanzador, estimado Francisco. Quizá sea porque mis binoculares están empapados por la bruma que cae inmesericorde sobre este mar embravecido que es España. La bruma no cesa y de seguir así, puede que amenace tormenta. Y entonces apaga y vámonos.
    Feliz Navidad, mi estimado amigo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que tendremos que volver a graduarnos la vista, José Luis. Feliz Navidad.
      Un abrazo.

      Eliminar
  22. Ainsss Francisco, pues la sal en las heridas escuece no? Un besazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Escuece y cura. Antes de que fuésemos modernos e inventáramos los frigoríficos y congeladores, la salazón era el primordial remedio de conservación de las cosas; cuando lo que te circunda te da pena e incluso rabia, ponle un poco de sal curativa y hasta una sonrisa.
      Besos.

      Eliminar