12 septiembre 2013

CANCIÓN A UNA NIÑA MUERTA

Le robaron la muñeca que adormecía
en su infantil regazo,
y la ofrecieron a ella como flor inmadura
a un cuarentón de caudales babosos
que desgarró sus entrañas pueriles
segándola por el tallo.


Sus padres decidieron por ella
el instante en el que dejar de ser niña
y tronchar su espiga;
así, a un tiempo,
le evitaban ese espacio baldío
y onírico de la pubertad,
tan desorientada y sin otra lógica
que las chifladuras de la juventud;
era aún fragilidad, en formación,
y padeció el vértigo de ese salto al vacío
donde, privada de las ensoñaciones
con príncipes o emires, con coronas o turbantes,
imaginarse tejiendo camisones con hilos de oro.

Todavía era flor de harina,
no había posibilidad de levadura en su seno
y la sometieron,
la mancillaron siendo promesa de ázimo
al riguroso calor extremo del horno
de la fructificación,
donde sólo habita la codicia,
la sed irracional del néctar primerizo.

Era un durazno incipiente, verde y rechinante,
y no resistió el filo embotado de la navaja,
pues toda ella era candidez naciente
que soñaba con muñecas
y aún aplazaba para años venideros
las fantasía de mocita casadera.

Era apenas futuro no conjugado
y quedó para siempre en la lujuria
de unas sábanas ultrajadas con su propia sangre.

55 comentarios:

  1. ¡Ay Francisco líricamente qué hermoso poema ! pero cuánta crueldad , cuánto dolor. "Le robaron la muñeca que adormecía
    en su infantil regazo
    y la ofrecieron a ella como flor inmadura..."
    ¡pobrecita ,mi vida, mi niña ! perdóname pera esta vez lo tengo que decir ¡desgraciados ! no tienen perdón.
    Lastimar a un niño es lastimar la misma vida. Yo amo profundamente a los niños .Ellos son ángeles , no tienen malicia , no tienen negrura. Todo es luz en ellos.
    me has hecho llorar, españolito. tu poema me ha dolido . ¡¡APAPACHOS !!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El noticiario me dio el tema de lo que habría de escribir. Fue un gran escalofrío esa noticia y no pude escribir de ninguna nimiedad donde el protagonista fuera el poeta y no el mensaje que transmite. Es un dolor extremo.
      Apapachos.

      Eliminar
  2. Con bellas metáforas y una gran ternura has detallado una crueldad, de la realidad cotidiana, que muchos se niega a ver.
    Cariños…

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Oriana, entre el mucho dolor también hay recursos poéticos y tú los advertiste.
      Besos.

      Eliminar
  3. Duro y real, a los niños hay de dejarlos que cubran sus etapas naturales aunque hay culturas que lo entienden de otro modo.

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En este tiempo en el que nuestras casaderas sobrepasan los treinta, todavía se nota mucho más.
      Un abrazo.

      Eliminar
  4. Una grandísima sensibilidad alberga este poema, la tuya, Francisco, y es que el mundo no dejará de sorprendernos nunca con sus atrocidades.
    Un placer ha sido leerte.
    Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Isabel, por la mucha atención que me prestas.
      Besos.

      Eliminar
  5. Bello , hermoso, cierto, triste, desgarrador, una realidad que sufren miles de niñas al filo de la navaja. Todo esto produce impotencia y dolor también en quien lo lee. Pero esto ciertamente no sucede ahora, miles de siglos lo avalan. Aquí en occidente nuestra cultura le repugna sin duda.
    Bss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es cierto. Pero en nuestro país, hasta bien entrado el siglo XIX también se comprometían bodas de casi ancianos con niñas y de ello está bien documentada la literatura, aunque no un infanticidio similar.
      Besos

      Eliminar
  6. Leí la noticia en internet y se me erizó el vello,se me retorcieron las tripas y,de haberlo podido hacer,hubiera aullado de rabia...
    Seguro que la pobre niña de ocho años aullaría de dolor.
    Es repugnante que sus propios padres la dieran en casamiento,absolutamente inconcebible a estas alturas de la vida, que halla países tan retrogrados, crueles con las mujeres-niñas en tantos casos-a las que tratan despiadadamente robándoles la infancia y como en muchos casos hasta la vida de una manera insufrible.
    Odio saber de estas cosas porque me siento tan impotente,tan descorazonada...
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esa misma fue mi desazón, Marinel, pero traté de divulgarla tratándola de forma bella.
      Besos.

      Eliminar
  7. Hola Francisco, horrible.
    ¿Cómo unos padres pueden ser tan crueles con sus hijos/as?
    Es inconcebible que una criatura de 8 años pueda sobrevivir a la violencia con un hombre quiere poseerla.
    Y es increíbles que en el siglo que estamos aun se puedan hacer estas cosas.
    Uffffffffff, me he indignado al leer el poema que por otra parte está muy bien escrito, pero que aun así, esconde el dolor y la angustia de una criatura que ha sido roto su cuerpo y rota su vida.
    Uffffffffffffff, horrible para colgarlos a los padres y a quien la compro por un puñado seguro de vacas. Ni el hambre, ni las costumbres, ni la religión son justificable para hacer esta barbaridad.
    Saludos y besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas veces medido al resto del mundo por nuestros propios parámetros. Nosotros hemos pasado de estar en la Edad Contemporánea para estarlo en la de las Comunicaciones o de la Globalidad, como finalmente le llamen, pero hay pobladores de la tierra que siguen encendiendo el fuego frotando dos palos o haciendo saltar una chispa de una piedra sobre un poco de pasto seco; algunas sociedades están, cuando menos, en la Edad Media.
      Besos.

      Eliminar
  8. Francisco tu homenaje desde una poesía tan bella en un tema tan lacerante, ha creado un sentimiento de reinvindicación desde tu gran sensibilidad y conocimiento.

    Mi admiración,

    Besos muchos ♥♥♥

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Tramos, por mirarme de forma tan favorable.
      Besos.

      Eliminar
  9. Un tema aterrador que no merece la belleza de un poema.
    Tolerancia, solidaridad, comprensión, hermanamiento..., pierden todo el sentido con esas mal llamadas culturas.

    Un abrazo Fco.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sé, Elena, que no dices que no debería haber escrito un poema a este suceso tan repetitivo en ciertos ámbitos sociales. Mi intención ha sido darle eco, al tiempo de mostrar cómo la poesía no sólo es belleza, sino que es recipiente para cualquier tema.
      Un beso.

      Eliminar
  10. fuerte y real lo que dices en tu poema
    como pueden existir seres tan asqueroso en ver en una niña su más bajos instintos, solo denotan su bajo respeto a la vida

    saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hemos dicho lo mismo, Carlos, pero con distintos procedimientos. Muchas gracias.
      Un abrazo.

      Eliminar
  11. no tengo palabras para describir lo que sentí al leerlo, sobre todo porque sigue pasando, sigue siendo tema actual contra el que "dicen" hacen mucho para evitar, pero nada...

    besos Francisco

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Con frecuencia, cuando me pongo a escribir, recuerdo tu insistencia en que me dedique a la poesía. Sé el estupor que te produce el tema de hoy, pero no sé nada de lo que te parece esta última trayectoria centrado en la lírica.
      Besos.

      Eliminar
    2. ayer pensaba esto mismo, la cantidad de "canciones" que nos fuiste regalando desde hace días y confirmaba hablando sola, en lo bien que te queda la poesía

      en mi humilde entender, tu prosa muchas veces es magnífica, no solo ortográfica sino tambien gramaticalmente y además, cuando la conviertes en poesía, se hace mucho más deliciosa. Inclusive en temas tan duros como el de esta niña muerta.

      puedo decirte que la canción eterna, la efímera, la pirata y la presente fueron de las que más me gustaron. Que estas palabras no condicionen tus musas, Francisco, pero la poesía creo que verdaderamente es lo tuy

      beso y abrazo

      Eliminar
    3. Te lo agradezco mucho, Laura. Gracias por tu claro apoyo.
      Besos

      Eliminar
  12. Hola Francisco, tal real como la vida misma esta tragedia para tantas niñas en esos países, parece mentira que la ambición de los padres manden a sus hijas digamos que al mismo matadero, ya que con ese trato es a lo que parecen que van, niñas que tenían que estar jugando entregadas a hombres que bien podían ser sus abuelos, hay que tener estomago madre mía y ser lo mas asqueroso para querer tener relaciones con una niña, no hay derecho y menos que no tengan castigo alguno.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tan real que nació de haber escuchado la noticia en el telediario.
      Besos pirujos.

      Eliminar
  13. Un horro, un espanto, impropio del siglo XXI en que vivimos, inimaginable en cualquier tiempo y lugar, escandaloso, inhumano, infrahumano. Una tierna flor cortada de raíz, ajados sus pétalos, vencida, rendida hacia la madre tierra por una mano salvaje y cruel.
    No tengo palabras.
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Carmen, porque en tu comentario se refleja todo lo que he dicho.
      Besos.

      Eliminar
  14. Las verdades, aunque rompan el corazón, son verdades y así deben decirse, esta vez nos la ofreces en un poema que deja huella y que nos desvela, sin tapujos, sentimientos que nos describen que la inocencia es un don que nunca debiera perderse.
    Un fuerte abrazo y mis respetos, maestro.

    ResponderEliminar
  15. Un suceso atroz, cruel, una impotencia recorre nuestro cuerpo por no poder hacer nada, salvo oírlo en las noticias, para estas cosas no hay palabras...
    En tu prosa poética lo has tratado de una manera muy sensible y delicada. Dentro del horror que cuentas, bella, literariamente hablando, tu canción a una niña muerta.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Como sabes, se trata de una noticia que todos habremos oído y que nos ha herido.
      Un abrazo

      Eliminar
  16. Es impactante, durísimo.
    No sé cómo haces para decir de una manera tan bella algo que pone los pelos de punta, es un don, sin dudas.
    Un abrazo.
    HD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Humberto, tus palabras son muy gratificantes.
      Un abrazo

      Eliminar
  17. Ya lo dijiste todo, Francisco, la verdad que encierra tu poema es horrorosamente cierta.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Rafael, no me he salido del guión de la noticia, sino que la he poetizado.
      Un abrazo

      Eliminar
  18. Es alucinante que haya gente capaz de hacerle eso a sus propios hijos, claro que seguramente es lo que han aprendido de pequeños y siguen las "Tradiciones"
    Bien hecho Francisco.
    un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hoy nos alarman cosas que nuestros antepasados veían con normalidad; esto es muy difícil de comprender.
      Un fuerte abrazo.

      Eliminar
  19. Francisco,vengo un poco tarde, pero vengo a felicitarte por tu valentía. Sé que has sufrido al tocar este tema, como sufres con los desamparados,que atendéis en Cáritas...El tema es espeluznante y hasta a mi me ha costado comentarlo, porque he visto toda la "tragedia",que me dejaba sin palabras...El dolor de esa niña nos llega a todos y nos ahoga...¡¡Dios bendito...!!
    Mi felicitación por tu sensibilidad y aplomo, Francisco.
    Mi abrazo inmenso y mi ánimo,amigo.
    M.Jesús

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tú nunca llegas tarde, sino muy oportunamente. Sensibilidad y aplomo me conmueven. Gracias.
      Besos.

      Eliminar
  20. La noticia, cuando la leí, me dio nauseas. Ahora, volviéndola a leer con tu poema, siento angustia y pena por la Humanidad. Ángel

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No es para menos, Ángel, sino que para náuseas.
      Un fuerte abrazo.

      Eliminar
  21. Hacer daño a una criatura es la mayor abominación, el mayor delito que puede cometerse.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Totalmente de acuerdo, de ahí mi denuncia.
      Un abrazo.

      Eliminar
  22. Escalofriante y terriblemente real Francisco, una realidad que bien podría evitarse. Un abrazo amigo.

    ResponderEliminar
  23. Querido Paco,lo oí y bueno...me he pasado varios días pensando si escribía sobre ello...actualmente colaboro humildemente con una ONG porque tienen una campaña llamada "Por ser niña"...y me enteré...bueno...el caso es que prefiero no pensar,ni siquiera puedo escribir sobre ello.Sólo se me ocurre que hay sitios en este planeta donde la gente es en realidad como animales que no ven nada malo en ciertas cosas debido a la pobreza,la incultura,y más...digo,las limitaciones que embrutecen al ser humano hasta degradarlo tanto que no se puede reconocer.Me duele demasiado de todos modos percibir cómo la mujer,desde bien pequeña en muchas ocasiones,es considerada un mero objeto de cambio,beneficio o fertilidad.Me llama la atención poderosamente que esto siga siendo así después de siglos de supuesta evolución.Por esta niña(creo que te refieres a la pequeña yemení)sólo pude decir "niña mía" porque creo que todas las niñas arrancadas a la vida son en realidad de todas las madres;este caso brutal y asqueroso me pone al borde del abismo. Bella elegía para una criatura sin oportunidades.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Reyes, pocas cosas son tan satisfactorias como darse uno mismo por los más necesitados. Te felicito.
      Besos.

      Eliminar
  24. Todavía me da escalofríos lo ocurrido y no paro de decirme lo bárbaros que podemos llegar a ser. Pobre criatura. Es para para matar a ese tipo y a los padres que han permitido que tal cosa ocurra. Lo malo es que seguirá ocurriendo y nadie podrá ayudarlas porque tienen a los verdugos en su propia familia.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracia, Mari Carmen, yo no podía evitarlo, sólo he tratado de decirlo de la forma más bella posible.
      Un abrazo

      Eliminar
  25. Dolor y frustración. TristeS versos y mas triste la horrorosa realidad.
    Lo digo siempre. Nada salvo dar a conocer las aberraciones podemos hacer. Este mal ha de ser erradicado desde el epicentro y son las propias mujeres que sufren y han sufrido estos daños quienes deben aprender a quitarse la venda de los ojos que es peor que la que llevan en sus cuerpos. Yo me pregunto una y mil veces ¿Qué tipo de madre puede consentir que cosas asi ocurran a sus hijas? Si no es por ellas, al menos por las hijas y futuras mujeres de su sociedad, deberían levantarse y luchar contra los verdugos que se esconden en las interpretaciones distorsionadas, personales e interesadas de un Libro Sagrado.

    Saludos

    ResponderEliminar
  26. Dolor y frustración. TristeS versos y mas triste la horrorosa realidad.
    Lo digo siempre. Nada salvo dar a conocer las aberraciones podemos hacer. Este mal ha de ser erradicado desde el epicentro y son las propias mujeres que sufren y han sufrido estos daños quienes deben aprender a quitarse la venda de los ojos que es peor que la que llevan en sus cuerpos. Yo me pregunto una y mil veces ¿Qué tipo de madre puede consentir que cosas asi ocurran a sus hijas? Si no es por ellas, al menos por las hijas y futuras mujeres de su sociedad, deberían levantarse y luchar contra los verdugos que se esconden en las interpretaciones distorsionadas, personales e interesadas de un Libro Sagrado.

    Saludos

    ResponderEliminar
  27. Sabes? más que pena por esa niña, que por supuesto la siento, es rabia y coraje lo que me da pensar que eso existe en el mundo. Un besazo.

    ResponderEliminar
  28. Que terrible, como sufren los niños en sus propios hogares con sus progenitores que en lugar de prodigarles una vida segura como la gallina bajo sus alas protege a sus pollitos, los humanos ven en sus crías negocio, conveniencia, es una monstruosidad disponer de una vida de esta manera tan cruel y degradante con un ser que no puede defenderse, se la entregaron directamente a las manos de su verdugo y asesino. Gente así no se le debería de perdonar la vida....

    ResponderEliminar